Sin categoría

Sobre Stoya, James Deen y cómo responder a una acusación de violación en tu comunidad.

Traducimos esta entrada de Something Sexual

La tarde del sábado (28/11) Stoya, actriz porno y escritora de literatura erótica valorada y respetada, tuiteó algo horrible.
Es muy importante que nosotros como comunidad reconozcamos sus palabras y las consideremos ciertas en nuestros corazones y cabezas [trigger warning/contenido sobre abuso sexual].

“Ese momento en el que entras en internet y ves a gente idolatrando como feminista al tío que te violó. Ese momento apesta.”

 

“James Deen me sujetó y me folló mientras le decía ‘no’, ‘para’ o usaba mi palabra segura. Ya no puedo asentir y sonreír cuando la gente le menciona.”

Sólo hay una respuesta aceptable al tuit de Stoya y esa respuesta es simpatía, empatía y solidaridad. Ahora, no me malinterpretéis: ha habido mogollón de esas respuestas de colegas de actuaciones y otros en la esfera de la sexualidad.

 

“Gracias por tu fuerza y por contar la verdad. Espero que nuestra industria te muestre el apoyo y la compasión que mereces.”

“Gracias por contarlo públicamente. La gente debería saber estas cosas. Siento que te ocurriera”.

 

“Acabo de conectarme y estoy alucinada por las noticias. Por supuesto, Matt y yo apoyamos al 100% a Stoya y estamos evaluando nuestra futura relación con James Deen”.

“JD abusó de una amiga mía. Gracias por contarlo. Eres una mujer valiente e increíble. Te mando amor”.

Pero del mismo modo que hubo contestaciones sentidas, hubo otras que hicieron que mi estómago se revolviera, respuestas que son crueles y demasiado familiares aún.
Piden pruebas, dicen que su objetivo es difamar y, cómo no, que lo está haciendo para llamar la atención.

 

“@stoya Así que ummm… Vas a presentar cargos o es sólo humillación pública en Twitter?”

“Lo siento pero mientras no haya pruebas de que James Deen realmente violó a Stoya, todo el mundo está simplemente difamando”

“Mi apoyo va para JamesDeen en todas estas acusaciones. Creo que Stoya está sólo llamando la atención. ¡Es basura!”

 

 

 

Pero esperad, que hay más: como Stoya es una estrella porno, hay un elemento extra en esta respuesta: la espeluznante y deshumanizadora idea de que una trabajadora del sexo no puede ser violada.

 

“Las putas no pueden ser violadas. @Stoya quería que pasara”.

 

Debería ser algo obvio, pero por si acaso: por supuesto, el tipo de trabajo de una mujer no tiene nada que ver con su capacidad para consentir y su derecho a no sufrir abuso.

La revelación de Stoya acerca de James Deen es una tormenta perfecta para negar la violación: una acusadora que es estrella del porno, un acusado que es una figura pública apreciada y una acción legal que (hasta ahora) no se ha presentado. En realidad, nada de esto influye o permite predecir la veracidad de la declaración de la violación; de hecho, las denuncias falsas no son tan frecuentes como se cree. Pero nada de esto importa frente a tal confluencia de factores.

Así que, ¿qué podemos hacer para enfrentarnos a esta situación? Podemos ser 100% claros: la creemos. Podemos inequívocamente retirar el apoyo a su violador, sin importar lo popular que sea. Podemos dejar de estar sorprendidos, por lo “guay” y “feminista” que algunos colegas creían que era. Podemos expresar solidaridad y dejarlo ahí. Y con este tipo de apoyo, quizás nuestra comunidad tenga una oportunidad de tratar con justicia y compasión a alguien que necesita nuestro apoyo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR